¿Cómo cuidar tus plantas en verano?

cuidar-tus-plantas-en-verano

Todos los secretos para que cuidar tus plantas este verano no sea todo un reto

 

Cuidar tus plantas en verano: en los meses de verano es cuando más buscamos el contacto con la naturaleza para desconectar de la rutina diaria. Por eso, es común que las personas llenen sus balcones, jardines y terrazas con una gran variedad de plantas y flores para darle ese toque, tan auténtico y natural, a sus casas y encajen en perfecta combinación con los calurosos meses de verano. Sin embargo, no basta con llenar nuestras casas de flores y plantas por el mero hecho de ser una decoración bonita a simple vista. Por esta razón, es importante también aprender a cómo cuidar a nuestras plantas y flores para que no sufran las inclemencias del calor y las negativas consecuencias de los rayos solares. Hoy en Florista Navarro, queremos ayudarte a darle el cuidado necesario a tus plantas y te traemos un artículo con algunos simples pero necesarios consejos que harán de tu espacio verde en casa, un lugar bonito y saludable que vayan más allá de los meses de verano y siempre con la mayor protección.

 

  • Es muy importante cuidar la exposición al sol de tus plantas. Ten en cuenta que el calor y los rayos solares pueden ocasionar consecuencias irreversibles en su salud y crecimiento, por lo que te recomendamos controlar la exposición de tus plantas al sol especialmente después del riego. Una vez que las plantas estén húmedas está completamente prohibido que reciban la luz solar ya que este hecho intensifica el poder de acción del sol perjudicando enteramente a tus plantas.

 

  • Regar las plantas es un punto importantísimo para la salud de su salud. No obstante, si realizas un riego excesivo estarás perjudicando a su estabilidad y crecimiento, ya que será más fácil que tus plantas se mueran por un exceso de agua en comparación de la ausencia de la misma. Nuestra recomendación es que riegues tus plantas con el agua necesaria y a la vez añadir agua, frecuentemente, al plato debajo de las macetas para que la planta por sí sola se administre el agua cuando más lo necesite.

 

  • ¿Y cómo sé la cantidad de agua en el riego?

Muy sencillo, ten en cuenta que el agua la debes calcular según la temperatura y la sequedad del ambiente junto con el tamaño de las macetas. Por ello, las macetas más pequeñas necesitarán de un riego más constante. En cuanto a las macetas grandes la recomendación es que efectúes un riego más largo y con menos frecuencia.

 

 

como-cuidar-tus-plantas

 

 

 

  • Evita las quemaduras en las hojas de tus plantas y asegúrate de que la tierra de las macetas se mantengan húmedas durante más tiempo. A su vez, se recomienda que los riegos se lleven a cabo a primera hora de la mañana o al atardecer para evitar la acción perjudicial de los rayos solares.

 

  • En cuanto al agua que sobra en el riego no la desperdicies ya que posee una gran cantidad y variedad de nutrientes que tus plantas necesitan para vivir correctamente. En consecuencia, es necesario colocar platos debajo de las macetas o los tiestos para que el agua siga beneficiando al riego de tus plantas por más tiempo.

 

  • Cuando realices el riego la mejor forma es haciéndolo en movimientos espaciados y con una profundidad especial para que permitas que las raíces se puedan desarrollar completamente. De esta manera, se busca una humedad constante en las capas más profundas, siendo lo ideal regar lentamente para poder suministrar una buena cantidad de agua sin que la tierra tenga que encharcarse.

 

  • Nunca riegues con agua calcárea ya que si mezclas el agua con cal no estarás beneficiando al crecimiento óptimo de tus plantas. Procura que el agua sea descalcificada y en un estado más puro para poder proveer de los  nutrientes necesarios a tus plantas.

 

  • Limpia tus plantas con frecuencia y evita que el polvo y la suciedad perjudiquen a su salud. Recuerda que todos los agentes externos al hábitat de tu planta siempre afectan a su correcta respiración. Asimismo, te recomendamos que siempre vayas quitando las hojas secas porque, de esta forma, las hojas sanas realizan una absorción completa del agua en su riego.

 

  • Cuida a tus plantas de las plagas y las enfermedades producidas por el calor. Si quieres que tus plantas no se mueran lo mejor será que apliques con regularidad insecticidas para garantizar una buena salud de tus plantas.

 

  •  En los meses de verano tus plantas necesitan de nutrientes extras para poder sobrevivir apropiadamente al fuerte calor. Por eso te recomendamos que apliques abonos ricos en fósforo, potasio, nitrógeno y sales minerales. Además, es de suma importancia mantener la fertilidad de la tierra utilizando el uso correcto de fertilizantes líquidos cada cierto tiempo para garantizar una salud óptima a tus plantas.

 

Desde Florista Navarro esperamos haberte enseñado con este artículo a cómo cuidar debidamente a tus plantas durante este verano. Recuerda que siempre estamos encantados de darte los mejores consejos para que cuides adecuadamente tus plantas en casa, ya sea en tu balcón, terraza o jardín.

 

Somos Floristería Navarro, cultivando emociones desde 1956.

 

¡Te deseamos un venturoso verano lleno de naturaleza y alegría!

Comparte con tus amigos
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

Deja un comentario